LA NOTICIA MAS LEÍDA DE LA SEMANA

Mitad hombre mitad perro: la historia del brasilero que se transplantó la cara de un animal

BRASIL - Más allá de lo impresionante que parezca, hay solo una parte de la historia que es real. Las partes del animal son reales, fueron e...

miércoles, 26 de agosto de 2015

Mexicano pide récord Guinness por el pene más grande… y pensión por discapacidad!

Con un pipían de 48.2 largos y dolorosos centímetros, don Roberto Esquivel Cabrera, alias “El Centauro”, clama por ser reconocido con el récord Guinness al hombre con el apodo más cábula del mundo… nahh, pues ya saben cuál honor se debe llevar este señor.
Obviamente los especialistas no dejan de sentirse asombrados ante tamaño paquetón, al cual ya le han aplicado las pruebas de rigor, quedando más que demostrado que para nada se trata de un “calcetinazo” o algún tubérculo oculto en la ropa interior:

“De acuerdo con la tomografía en tercera dimensión sí es su cuerpo; se descarta una prótesis y sabemos que el cuerpo principal mide unos 16 centímetros y el resto, para llegar a 48.2, es un exceso extraordinario de piel. Sólo un urólogo y seguramente otros exámenes podrán determinar al 100 por ciento”.

Con un cíclope de dimensiones similares a las de algunos seres humanos (pensamos en “Tun tun” o Margarito…) quizás muchos piensan que “El Centauro” es la envidia del barrio… pero no. La historia y vida de este hombre parece bastante dura:


“Mire hasta dónde me llega… debajo de las rodillas. No puedo hacer nada, no puedo trabajar, soy un discapacitado y quiero que así me declaren las autoridades para que me den apoyos. Luego ya quiero ir al Guinness y pos que me den el premio”.

Con esos objetivos en la cabeza (la de arriba) Esquivel acudió a las oficinas deVanguardia, para que su historia se dé a conocer a nivel internacional… aunque quizás no conseguirá su meta, ya que al parecer basta con una buena circuncisión para que quede al nivel de cualquier mortal: “Los médicos determinaron que 32 centímetros son de piel que creció de manera extraordinaria; falta determinar si este crecimiento es por causas artificiales y los riesgos que implica”.

Así que pueden estar tranquilos y sentirse a gusto con sus dimensiones… bueno, si no se atreven a compararse con Jonah Falcon, estadounidense de cuya entrepierna cuelgan 34 centímetros que –hasta ahora- lo posicionan con el récord mundial.

Para ponerse de pie (y no sentarse, ni por error)…

sopitas

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No se permiten comentarios ofensivos, discriminatorios o racistas. Serán moderados. Gracias por su opinión.