LA NOTICIA MAS LEÍDA DE LA SEMANA

Fue a una funeraria abandonada: se llevó la peor sorpresa al entrar

El macabro hallazgo se viralizó en las redes sociales ESTADOS UNIDOS - Un hombre fue a una funeraria abandonada y se llevó una sorpresa t...

lunes, 16 de enero de 2017

La niña que ha leído más de 1.000 libros con solo 4 años

Daliyah Marie Arana no pasa de los 4 años pero es ya una lectora empedernida.

Resultado de imagen para Daliyah Marie Arana

Esta niña natural de Gainesville, en el estado sureño de Georgia, ha sido la invitada de honor como “bibliotecaria del día” en el Congreso de los Estados Unidos, todo gracias a una amplia hoja de ruta como lectora. La menor -y su familia- asegura haber devorado a estas alturas la impresionante cifra de 1.000 libros leídos. ¡Y espera leerse 1.000 más!




Según ha explicado su propia madre en una entrevista con CBS, Daliyah aprendió a leer a la temprana edad de los dos años. En aquel momento sus padres la inscribieron en un programa de aprendizaje de lectura en la Biblioteca Pública de Georgia titulado “Mil libros antes del Kindergarten”, que justo acaba de concluir en el pasado mes de octubre.

Pero todo comenzó un poco antes, cuando, siendo muy pequeñita, a esta niña le asentaba mal escuchar cómo su hermano se desenvolvía leyendo sus propios libros, mientras ella todavía no sabía. Esto se convirtió, pues, en un reto. Dice la familia que ya a sus 18 meses, Daliyah reconocía algunas de las palabras de los libros que su madre leía.

“Quería hacerlo por sí misma -relata Haleema Arana en una entrevista con The Washington Post-. De alguna ahí fue cuando todo comenzó. Mientras más palabras aprendía, más quería leer”.

Fue así que, con apenas 2 años y 11 meses, esta precoz y simpática niña terminó la lectura de su primer libro sin ayuda de nadie.

Ahora, con 4 años de edad, Daliyah ya ha llegado a la suma de 1.000 libros; una cifra que llegó a oídas de la responsable de la biblioteca de la nación, Carla Hayden, la decimocuarta bibliotecaria del Congreso.

Hayden recibió a Daliyah en la Biblioteca del Congreso, concediéndole la oportunidad de ser considerada como la “bibliotecaria por el día”. Con sus gafas y su vestido rosado, Daliyah caminó por los pasillos de la biblioteca más grande del mundo y se sentó a la mesa en la que se llevan a cabo las reuniones ejecutivas, como cualquier bibliotecario de alto perfil lo haría.

Hayden, que hizo historia este año cuando se convirtió en la primera mujer y el primer afroamericano en dirigir la biblioteca de la nación, tuiteó fotos de la visita de Daliyah de la cuenta oficial de la biblioteca.

Por supuesto, el joven ratón de biblioteca no es un recién llegado a las bibliotecas. Como le dijo a Gainesville Times, Daliyah tiene su propia tarjeta de la biblioteca, y es un habitual en su biblioteca local del condado de Hall en Gainesville.

“Me gusta ver libros todos los días”, dijo Daliyah. “Y quiero enseñar a otros niños a leer a una edad temprana, también”, dijo Daliyah al Gainesville Times.

Su padre, Miguel Arana, es mexicano, y a menudo le habla en español.

Sus padres nunca han probado su nivel de lectura exacta, pero Daliyah es capaz de leer libros que sus hermanos de 10 y 12 años traen a casa de la escuela por su cuenta, buscando ayuda sólo cuando se queda atascada por una gran palabra, dijo su madre, Haleema Arana.

Su escritor favorito es Mo Willems – autor de la serie “Pigeon and Elephant” y “Piggie” – y tiene un interés especial en los dinosaurios, agregó.

Para darle un desafío – y para satisfacer su amor por los libros – su madre le dio un texto de nivel universitario, un discurso llamado “El placer de los libros” por William L Phelps. Daliyah aprendió a leer el discurso tan bien, pronunciando frases como “aniquila la formalidad”, que su madre publicó un video de su lectura en YouTube.

Su madre esperaba que al publicar el video, pudiera animar a otros padres a enseñar a sus hijos a leer a una edad temprana, dijo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No se permiten comentarios ofensivos, discriminatorios o racistas. Serán moderados. Gracias por su opinión.