LA NOTICIA MAS LEÍDA DE LA SEMANA

Fue a una funeraria abandonada: se llevó la peor sorpresa al entrar

El macabro hallazgo se viralizó en las redes sociales ESTADOS UNIDOS - Un hombre fue a una funeraria abandonada y se llevó una sorpresa t...

miércoles, 14 de septiembre de 2016

Decapita a su esposa para ganar batalla “entre el bien y el mal”

Esta vez porque Davie Dauzat, el joven de 23 años acusado del asesinato, admitió que había decapitado a su pareja Natasha Tagliarino Dauzat, de 21 años.



El crimen de una joven madre texana, quien murió decapitada a manos de su propio esposo el pasado 25 de agosto en un poblado del condado McLennan en Texas, volvió a llamar la atención.

Esta vez porque Davie Dauzat, el joven de 23 años acusado del asesinato, admitió que había decapitado a su pareja Natasha Tagliarino Dauzat, de 21 años. El joven además habría reconocido que matar a su esposa fue algo malo y habría expresado que lo ocurrido fue 'una batalla entre el bien y el mal', según aparece registrado en documentos judiciales citados por medios locales.

Así mismo, el joven habría dicho a las autoridades que la mañana antes del asesinato, él y su esposa habían consumido Kush (marihuana sintética).

Dauzat enfrenta cargos por asesinato en primer grado y se encuentra detenido en una prisión del condado McLennan.

El día que ocurrieron los hechos, oficiales de la policía de Bellmead habían acudido a la residencia de la joven pareja luego de que un hermano de Dauzat llamó a las autoridades y les pidió que fueran a revisar la vivienda. Al parecer, había recibido una llamada muy extraña de parte del joven en la que le había dicho cosas sin sentido y le hizo 'preguntas graciosas', según un comunicado de la Policía local.

Oficiales de policía de la pequeña ciudad al norte de Waco, acudieron a la vivienda y hablaron con la pareja pero determinaron que no había nada extraño, incluso los jóvenes se preguntaban el porqué habían llegado si todo estaba bien. Los agentes se marcharon con la convicción de que no había peligro alguno y que todo estaba en calma.

Alrededor de las 11 a.m. del mismo día, el hermano de Dauzat volvió a llamar a la policía y les dijo que el joven le habia confesado que había matado a su esposa. Los oficiales regresaron de inmediato a la vivienda, tocaron en la puerta y cuando Dauzat abrió, ellos se percataron de que estaba salpicado de sangre. El joven habría cerrado la puerta de inmediato.

Los agentes sabían que en interior de la vivienda estaban los hijos de la pareja, de 1 y 3 años de edad, y entonces empezaron un proceso de negociacón con el joven para evitar que lastimara a los niños.

Al final, el negociador de la policía logró que Dauzat se entregara de manera tranquila y los oficiales pudieron ingresar a la vivienda para sacar a los menores.

La joven madre, esposa de Dauzat, fue hallada decapitada dentro de la residencia. Los medios locales informaron el mismo día que la cabeza de la mujer estaba dentro de un refrigerador, pero el comunicado oficial de la policía no confirmó o desmintió esa versión.

El mismo día del crimen, el joven fue arrestado bajo cargos de asesinato en primer grado y llevado a la cárcel del Condado McLennan con una fianza 500,000 dólares.

Los Rangers de Texas intervinieron en el caso y siguen investigando, pero no han reportado sobre el arma que utilizó Dauzat para decapitar a su esposa. Tampoco han proporcionado información del lugar donde fue encontrado el cuerpo.
Fuente: Univisión

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No se permiten comentarios ofensivos, discriminatorios o racistas. Serán moderados. Gracias por su opinión.